Puede que te manejes con las hojas de Excel como pez en el agua, que te encante tener una agenda en papel llena de cosas que renueves cada año o un calendario con cosas marcadas colgado en la pared. Puede incluso que tengas un montón de archivadores llenos ordenados alfabéticamente (o no) y que hasta hoy te haya ido razonablemente bien, pero, ¿has pensado en probar un CRM?

A mí háblame claro                                                   

Un CRM es un programa de gestión o un software de gestión que te ayudará en la gestión, valga la redundancia, con tus clientes dentro de tu empresa.

Como PYME son muchos los beneficios que puedes obtener al implementar este tipo de programas en el día a día de tu empresa y hoy queremos contarte algunos de ellos.

1.El que la sigue la consigue

Una de las ventajas que te permite un CRM para pymes es hacer seguimiento desde cerca a tus procesos de ventas y a tus clientes (tanto actuales como potenciales), ya que te permite tener organizada y almacenada toda la información que necesitas sobre ellos y mantener organizada la evolución de cada uno de ellos, como por ejemplo la de un expediente en el caso de un despacho de abogados o la agenda en general.

2.CRM personalizado y no al revés

No es lo mismo un arquitecto que un odontólogo. Sus procesos laborales, informes y facturas pueden ser muy distintas y por lo tanto necesitarán un programa de gestión diferente (como el de mn program).

El CRM de tu empresa tiene que adaptarse a tu tipo de negocio para que sea verdaderamente útil. Tiene que facilitarte la vida y sumarte tiempo, no restártelo, por eso tienes que verlo como una inversión en todos los sentidos, en tiempo, en dinero, en gestión, en productividad y en rentabilidad.

3.Base de datos organizada vale por dos

¿Dónde estará la ficha de ese cliente que no encuentras? ¿Se habrá traspapelado con la mudanza? ¿Estará en otra carpeta? Un programa de gestión te permite tener tu base de datos perfectamente organizada. Puedes clasificar a tus clientes en función de su estado, si es nuevo, si es potencial, puedes archivarlo y volverlo a retomar su información cuando la necesites, enviarle directamente un presupuesto o una factura sin tener que salir del propio CRM y acceder a todos los datos sin volverte loco utilizando filtros y etiquetas para segmentarlos de la manera que te sea más cómoda.

4.Seguridad ante todo

Otra de las grandísimas ventajas que tiene tener un CRM es que almacena toda la información volcada en el sistema en servidores remotos, por eso lo llamamos CRM cloud (o en la nube) de manera que además de proporcionar seguridad en tus datos, te da acceso a ellos desde cualquier lugar. O sea que además de control y seguridad, un CRM también te da accesibilidad y disponibilidad a tus informes, agenda y bases de datos entre otras cosas.

5.Mejora tu productividad y la de tu equipo

Trabajar de memoria es muy difícil, nos olvidamos de la mayoría de los datos y esto puede ser la clave a la hora de proporcionar confianza a nuestros clientes o hacer negociaciones con ellos. Si tanto tú como tu equipo tenéis toda la información correctamente organizada podéis despreocuparos de este tipo de trámites y desorden para dedicaros a captar clientes o a resolver cualquier trámite con más eficiencia.

En definitiva, un CRM es sin duda la mano derecha de la empresa. Por eso, tiene que permitirte hacerlo prácticamente todo, desde controlar tu historial a exportar tus listados, medir la productividad de tus tiempos y el de tus trabajadores, tener plantillas de correo o enviar una notificación por WhatsApp, si no, no es un buen CRM.

Ahora que ya sabes un poco más tooodo lo que un software de gestión puede hacer por la vida de tu PYME puedes escribirnos para que te contemos más cosas o resolvamos tus dudas.

Abrir Versión Gratuita